Dettaglio di libri : New York, New York... è stato scritto da Javier Reverte quale conosciuto come autore e hanno scritto molti libri interessanti con grande narrazione. New York, New York... è stato uno dei libri populer sul 2016. E contiene 303 pagine e disponibile in formato eBook Kindle. Questo libro è stato molto sorpreso per la sua 3.7 rating e ottenuto circa 6 recensioni degli utenti. Così, dopo aver terminato la lettura di questo libro, vi consiglio ai lettori di non sottovalutare questo grande libro. Si dovrebbe prendere New York, New York... come lista di lettura o sarai pentirete, perché non si è ancora leggerlo nel vivo.

Copertina del libro New York, New York...

Descrizione di libri New York, New York...

New York, New York... : Javier Reverte, el gran referente de la literatura de viajes, nos lleva a la ciudad más cosmopolita del mundo: Nueva York. La megalópolis de nuestros días, la ciudad de las ciudades, la ciudad que nunca duerme, Nueva York, es el hogar del nuevo libro de Javier Reverte. Después de una estancia en la urbe de varios meses ininterrumpidos, en los que el autor dedicó todo su tiempo tan solo a escribir y pasear las calles neoyorquinas, este texto va contándonos el día a día de una metrópoli fascinante y cargada de energía, que al habitarla nos ofrece casi siempre una visión llena de vitalidad. En su inimitable estilo, Reverte nos cuenta la historia de la ciudad, nos describe sus barrios -Harlem, el Village, el Midtown, Hells Kitchen, Chinatown, Broadway...-, se asoma a sus rincones menos conocidos, pinta sus dos ríos, habla de los escritores que han trabajado sobre ella, camina Manhattan de arriba abajo y de lado a lado, y nos retrata otros barrios cercanos, como Brooklyn y la isla de Roosevelt. Es un libro escrito con amenidad, humor, ternura y al que invade un aroma de extravagancia y un sonido sutil de trompeta de jazz. «La naturaleza intima de Nueva York se expresa mejor que nada a través del jazz, una música tan dislocada y cargada de energía como la ciudad, tan sinsentido en su apariencia, de tan rara armonía como esos rascacielos que crecen los unos junto a los otros como extraños entre ellos. Y sin embargo, es esa naturaleza disparatada y caótica, exenta de uniformidad, la que acaba por dar un sentido a la música y al propio Nueva York: el orden del caos, el orden del desorden. Es una forma inconsciente de expresar la libertad. Y Nueva York, igual que el jazz, es sobre todo libertad. Quizás sea esa una de las razones por las que esta urbe nos hace sentirnos felices.»